Borjacademia

Leonel y la cátedra de aritmética en la política vernácula

En septiembre del 2013, justamente un año, un mes y una semana después del expresidente, Dr. Leonel Fernández, entregar la banda presidencial al Lic. Danilo Medina parece que veía venir todo lo que ha ocurrido en la política local, especialmente, a lo interno del partido gobernante.

En ese tiempo, en una entrevista el doctor Fernández, afirmó: “Después de haber sido presidente tres veces; de haber encabezado campañas electorales exitosas: yo me convierto en el muro de contención a las aspiraciones de cualquiera. Por tanto, de lo que se trata es de derribar ese muro para otro poder colarse. Esa es la política.”

Una de las entrevistadoras le preguntó: “¿A ese muro lo quieren derribar desde adentro?” El doctor contestó: “Eso se lo dejo a ustedes como interpretación que son los periodistas”.

La interpretación es simple: se les atribuye a sectores enquistados en el gobierno, específicamente en el círculo más íntimo del Lic. Danilo Medina, orquestar (sin éxito) en forma aviesa y constante todas las diatribas lanzadas al expresidente.

Por consiguiente, queda claro que para ellos Leonel Fernández ha sido “un hueso duro de roer”. No por considerar sus adversarios como ratas, sino, en primer lugar, por evidenciar que el liderazgo verdadero por más ataques que reciba se mantiene firme y latente en el corazón de sus conciudadanos.

Hechos específicos

Fuera del poder el Doctor Leonel Fernández ha sufrido de todo. Más concretamente, se destaca la reunión del Comité Político del PLD en Juan Dolio, el 19 de abril del 2015. Ahí se posibilitó la reelección del Lic. Danilo Medina. Allí se dejó ver, no sólo la capacidad abusiva y aplastante del gobierno, sino, también, las contradicciones políticas, históricas y de principios en ese alto organismo. Además, de la descarada movilidad de las lealtades y los intereses que la motivaron.

Otro hecho importante fue el enardecido debate sobre el proyecto de ley de partidos, particularmente, en lo que respecta a la modalidad en que estos escogerían a sus candidatos. El Dr. Fernández propugnaba porque sean los partidos políticos que eligiesen libremente qué método usar. En cambio, Danilo Medina, propició que sean las cúpulas de los partidos para llegar a las primarias abiertas que eran de su interés. Ahora se entiende por qué.

Sin embargo, el Tribunal Constitucional, máximo intérprete de la constitución de la República, declaró inconstitucional algunas disposiciones de la ley de partidos, incluyendo el aspecto de que las “cúpulas” escogerían el método a utilizar para elegir sus candidatos. Con lo cual, de alguna forma, le daba la razón al Dr. Leonel Fernández en los argumentos que esgrimía entonces.

Ahora bien, con mucha astucia el grupo que sigue las instrucciones del Lic. Danilo Medina logró aprobar las primarias abiertas para el PLD antes de que el TC se pronunciara al respecto. En ese sentido, se motivaron las aspiraciones presidenciales de algunos dirigentes del comité político y del comité central de ese partido.

Con anterioridad a eso, específicamente en marzo del 2018, Danilo Medina llamó a Palacio, en forma sigilosa, a Reinaldo Pared Pérez, Francisco Domínguez Brito, Andrés Navarro y Carlos Amarante Baret, ya que eran conocidas sus intenciones de aspirar a la candidatura presidencial. Pero, generó mucha suspicacia, la participación en dicha reunión del entonces Ministro de Obras Públicas.  Pues, nunca se supo de esa intención, por lo menos, no como la de Francisco Javier García, quien no acudió al encuentro.

Todo eso con el deliberado propósito de activar la competencia interna y así evitar las legítimas aspiraciones del líder del PLD.

La lucha se arrecia cuando vuelven (funcionarios palaciegos) a pretender otra reforma constitucional para permitir un tercer período consecutivo al presidente de turno. En ese afán transcurrieron once meses. La población se manifestó contraria a través de organizaciones de la sociedad civil, de partidos políticos, de encuestas, etc. Esto, sin lugar a duda, significó una victoria y un repunte para el actual recorrido del Dr. Leonel Fernández.

Al final, en un discurso que lució tétrico, airado y resentido, Danilo Medina, declinó a regañadientes esa posibilidad.

Primarias abiertas del PLD

El equipo activado por el gobierno para competir contra el presidente del PLD redobló sus esfuerzos, sacrificios y recursos al inicio de esta precampaña. Pero, con la rapidez de un rayo, aquel ministro que participaba sin sentido en la citada reunión en el Palacio Nacional se lanzaba como precandidato a la presidencia por el partido morado.

Los precandidatos de Danilo se desmotivaron. Las denuncias sobre el exministro con relación al uso abusivo y desproporcionado de recursos económicos y, presumiblemente del Estado, no se hicieron esperar. Las renuncias de aspiraciones tampoco. Se dio una especie de desbandada política.

Pero este nuevo precandidato salió con mal pie. Ya que, una semana antes del discurso de Danilo Medina, este y otro ministro recibían las firmas de 261 alcaldes y directores de distritos municipales solicitando otra reforma constitucional para permitir otro periodo consecutivo. Sin embargo, el exministro, ya precandidato, solo logró el apoyo de 126 de los firmantes. Es decir, restó 135 firmas de alcaldes y directores distritales, más de la mayoría.

Peor aún, en el despropósito de lograr la reforma, 22 miembros del comité político se pronunciaron a favor de tratar el tema a lo interno del PLD. Pero, el nuevo precandidato, solo consiguió el apoyo de 15 de ellos, para una resta de 7.

Así sucesivamente con algunos senadores y diputados que, si bien no se han pronunciado a su favor, han optado por el silencio, lo cual es suficiente para dejar establecida su posición sobre esta precandidatura improvisada a vapor.

Por su parte, el Doctor Leonel Fernández ha sumado diariamente nuevos adeptos y nuevas fuerzas como parte del equipo del Dr. Reinaldo Pared Pérez, en la persona de su esposa. Se destacan, además, ex funcionarios del gobierno actual, dirigentes y funcionarios activos y otros que, a causa de manifestar su apoyo público al expresidente, han terminado cancelados, como ha pasado con Casimiro Ramos.

Pero, finalmente, eso no está pasando sin razón. Lo que está ocurriendo es que, el pueblo en sentido general se ha dado cuenta de que lado hay maldad y de que lado hay bondad; donde hay oscuridad y donde hay luz; donde hay sectarismo y donde hay inclusión. Por tanto, donde se resta y donde se suma.

Así lo indican todas las encuestadoras con un historial de aciertos. Sobre sus cifras se evidencia que la precandidatura del Dr. Leonel Fernández resultará triunfante con un número entre 60 y 70 %, y el contendor más próximo, no pasará de 35% (en su mejor escenario).

En fin, seis años después de aquella entrevista, el expresidente vuelve hoy a participar de un programa televisivo en el que hizo una anécdota de Napoleón que evidencia las fluctuaciones del ser humano en cuanto al poder se refiere, dijo: “Cuando Napoleón se fuga de la Isla de Elba la opinión pública dice acaba de fugarse el ogro, pasan los días y dicen Bonaparte se encuentra en Grenoble, pasan los días y dicen Napoleón Bonaparte está acercándose a París, y, cuando llega a París dicen Su Majestad el Emperador Napoleón Bonaparte acaba de hacer su entrada a la capital Francesa.”

 A seis días de celebrarse las primarias ha quedado demostrado que, al hacer este recorrido por la política vernácula reciente, el presidente Leonel Fernández ha dado cátedra de lo que es la naturaleza humana, la política, pero, sobre todo, la operación aritmética de sumar.

Y lo seguirá haciendo.

Autores

3 comentarios en «Leonel y la cátedra de aritmética en la política vernácula»